Los Aceites Esenciales, Mezclas Que Te Ayudaran A Vivir Mejor.

La medicina natural se encuentra fundamentada en una enorme variedad de plantas y de hierbas, y en las diferentes maneras de cómo aplicarlas, siendo una de ellas los aceites esenciales. En nuestro artículo de terapias alternativas te demostraremos cómo puedes realizar algunos aceites esenciales, muy importantes ¡No te lo pierdas!

Aunque el nombre de aceite se debe mucho más a su forma, mezcla y consistencias que a su propio proceso de realización, pues para poder ser más precisos en este punto esta clase de remedios utilizados para las terapias naturales son líquidos que se destilan y que por lo general suelen tener la concentración de ciertos y delicados  aromas y algunas de las interesantes propiedades de las plantas que los conforman.

Los efectos que nos surten los aromas de determinadas hierbas y flores no son ni algo nuevo, ni algo desconocidos para el resto del mundo, esto es debido a que se han utilizado desde épocas remotas, desde hace siglos para ayudar a que se estimulen los sentidos de los seres vivos, de igual forma aliviar síntomas como las nauseas y los mareos en el embarazo por ejemplo, o los dolores de cabeza.

Hoy en nuestros días los problemas que pueden llegar a tratarse con los aceites esenciales se han maximizado a la par de la creación de los mismos, pudiéndose encontrar varias clases esencias para ayudar a sanar y curar la misma dolencia.

Tal es por lo tanto el beneficio, las bondades y el empleo que nos otorgan los aceites esenciales que hasta existe un tipo de terapia natural que es exclusivamente dedicada a ayudar y a tratar los malestares que nacen de las debilidades de la salud a partir de las esencias  que nos brinda la naturaleza, te dejamos el link abajo para que conozcas todo acerca de la misma.

Lo mejor de todo lo que te hemos venido contando es que tú mismo puedes realizar el aceite esencial que estés requiriendo, de forma casera y son bastantes saludables. Sólo debes estar muy seguro de que la esencia seleccionada sea la más apropiada y justa para un malestar determinado y que la estés utilizando de la forma correcta.

En este sentido quienes te pueden ayudar deber ser médico homeópata o un especialista en el área, solo ellos podrán darte las orientaciones y sugerencias que estés necesitando.

aceites esenciales

Los aceites esenciales, terapias naturales para tu salud.

Se les suele llamar aceites esenciales a una sustancia olorosa que se crea a partir de ciertas plantas que tienen altos niveles de aromas que tienen además propiedades altamente curativas y sanadoras. Por lo general, el aceite debe llevar el nombre de la planta de la cual proviene, por ejemplo vainilla, canela o romero, aunque existen algunas excepciones como la flor del azahar que se le llama el nerolí.

¿De donde se adquieren los aceites esenciales?

Estos se obtienen de todas las plantas, desde las semillas, de las flores, de sus tallos, las hojas machacadas a veces, de las raíces, o los mismos frutos, y en ciertas ocasiones es necesario emplear toda la planta. Inclusive se llegan a obtener algunos  beneficios de ciertas madera y cortezas, de las cuales se generan resinas y gomas a partir de las cuales se logra extraer los aceites esenciales por medio del proceso de la destilación.

¿Cuándo debemos utilizar los aceites esenciales en vez de infusiones o extractos?

Aunque la aromaterapia se mantiene de forma directa vinculada con la medicina herbaria, en el hecho de que las dos se fundamentan en sustancias que son de plantas, existen ciertas diferencias que son muy obvias entre las dos, aunque siempre es bueno recordar que los aceites esenciales son utilizados en todas.

Es posible que las características y particularidades de una esencia procedente de una planta no son iguales a las que se dan en el proceso de una infusión o en una decocción herbal , aunque vengan de un misma clase de hierba..

Los procesos de elaboración son diferentes, y esto incide de manera radical sobre cada uno de los componentes químicos lo cual  a la vez, afecta a las propiedades  características del producto deseado. El calor se suele emplear tanto en la hechura de los extractos herbales, como por ejemplo en los que se usan como medicamentos, como en los diferentes procesos para hacer los aceites esenciales.

Los aceites esenciales se pueden emplear para diversas finalidades como en la ducha, durante el baño, para los aceites faciales, los aceites de masaje terapéutico, en compresas, en gárgaras, en los enjuagues bucales, en los aceites acondicionadores del cabello, para la inhalación como el aceite de eucalipto, en los quemadores de esencias, para el consumo y uso doméstico  como lo es lavar la ropa, lavar los baños, desinfectar bayetas, enjuagar el suelo, como suavizante y aromatizante en la ropa dentro de la lavadora, entre otros y para los animales, como bálsamo cutáneo, anti-piojos y anti-pulgas.

Procedimientos para hacer los aceites esenciales.

Existen diversas formas de obtener algunos aceites esenciales, a continuación te describiremos los más importantes y los más conocidos.

1. La destilación.

No importa cúal sea el material proveniente de la planta o de la hierba, primero se pone en un recipiente y luego se procede a hervir en agua o se coloca a vaporizar bajo alguna clase de presión. El calor trabaja en que los glóbulos del aceite que se encuentran presentes en sus diversos materiales salgan en forma de vapor que será el encargado de trabajar la cocción, a  continuación estos pasan por un condensador, donde se da el enfriamiento del agua, es justamente aquí que los vapores se vuelven a transformar en una sustancia líquida, que se va a recoger dentro de un frasco. Los aceites esenciales flotan por encima del agua que ya está condensada y, por ende, se pueden extraer con mucha facilidad.


2. La técnica de Enfleurage.

Es la técnica de más larga data de cómo es el proceso de los aceites esenciales, en esta técnica la esencia de la flor es totalmente absorbida por la grasa. Este procedimiento consiste en tapar con grasa, unas placas de vidrio encima de las que  luego se esparcen las flores que deben estar frescas. Estas láminas se deben mantener sobrepuestas y apiladas en capas durante un cierto periodo de tiempo en el cual todas las esencias son absorbidas por la grasa en cuestión.

Cuando ya las flores se observan deterioradas y hasta marchitas, estas deben sustituirse por otras nuevas y frescas. Finalmente, se debe encontrar el punto exacto de la saturación y se acumula la grasa. Esta grasa es la que hoy en nuestros días se le conoce como pomada, dado que ha logrado absorber la esencia que se disuelve en el alcohol durante mucho tiempo para de esta manera separar la esencia que necesitamos. Esta técnica se ha empleado ampliamente en la industria de las colonias y los perfumes y se crean aceites que son de gran calidad aunque por esta característica tan peculiar se hace que el producto sea mucho más costoso.


3. El proceso de la extracción con disolvente.

Los aceites esenciales se suelen licuar en el líquido del material que utilizamos como disolvente cuando este se discurre de modo lento por encima de los pétalos, el caso de las flores. A continuación, el disolvente se destila a una temperatura que debe ser muy baja. El producto final que debe mantener algunas ceras, es un producto de características semisólidas con el nombre de concreto. A la final cuando este concreto se destila  en el  alcohol se eliminan todas las ceras presentes, dejando un aceite con olores florales de enorme calidad.

¿Cómo se elaboran los aceites esenciales en casa?

Para comenzar a crear tu propio  aceite esencial lo primero que necesitas tener es la esencia de la hierba que cumple tu requerimiento y deseas. Ya sea canela, coco, vainilla, menta, mandarina cúrcuma o sándalo, las esencias es algo que es muy fácil de encontrar en las tiendas naturistas, las esotéricas y  hasta en las de repostería, por aquello de la canela y la vainilla.

De igual modo, cuando vayas a buscarlas, puedes aprovechar y de una vez pedirle alguna sugerencia o consejo al empleado del sitio si lo necesitas, o si tienes alguna duda.

Una vez que ya tengas en tus manos la esencia que necesitas, debes decidir de qué forma vas a utilizar el aceite esencial en cuestión, ya sea para el uso de masajes, como cura para una plaga, como ambientador o para la aplicación interna.

• Aceite esencial para utilizarlo como aromatizador de ambientes.

Con esta técnica, además de ofrecer  un aroma rico a tu casa o a tu oficina, estarás colaborando con el feng shui a realzar toda la energía del lugar. Para esto solo debes utilizar entre un 3 y 6% de la esencia diluida previamente en agua y calentar durante unos treinta minutos aproximadamente. Luego colócalo en un frasco que esté destapado y ponlo en el sitio o lugar que desees ambientar.

Recuerda siempre que los aceites esenciales es muy normal que se termine su función rápidamente una vez que ya están diluidos, por lo que debes estar al pendiente y solo preparar las cantidades que requieres. Siguiendo todas estas recomendaciones y las sugerencias que te pueda brindar tu especialista homeópata, podrás preparar tus propios remedios caseros con fundamento y base de los aceites esenciales con mucho provecho y total tranquilidad  para tu salud.

• Los aceites esenciales utilizados para los masajes.

En este caso lo que debes realizar es una mezcla de unas gotas del aceite esencial que deseas con el aceite base que necesitas, como puede ser el aceite de la vitamina E, el aceite de oliva o el tan buscado aceite de almendras. El porcentaje de uso de la esencia depende primero que nada del resultado que necesites y de  la clase de esencia que sea, pero por lo general la esencia condensada debe estar formada entre un 3 y un 6% de la mezcla empleada para los masajes corporales, y solo entre un 0,5 y 1% de la utilizada para los masajes faciales.

• Los aceites esenciales para ingerirlos.

Con esto queremos hacer referencia a aquellos aceites esenciales que siendo diluidos en líquidos, como el agua lo utilizaremos mediante la toma. Pero aquí se debe ser muy cauteloso y tener mucho cuidado al hacerlo, ya que no debes olvidar que el aceite esencial en cuestión, contiene y utiliza todas las propiedades de las hierbas y planta de una forma muy concentradas y, si no se utiliza del modo correcto, podría llegar a envenenar o a resultar ser algo tóxico para nuestro organismo.

Lo mejor antes de hacerlo es consultar con un especialista o un profesional de las terapias alternativas, de la medicina natural, para que te oriente acerca del mejor aceite esencial  que puedas usar y de las propiedades apropiadas para un problema específico.

También puedes leer sobre:  Los Mantras, La Terapia De La Repetición De Los Sonidos, Musicoterapia!

El aceite esencial del Limón.

El aceite esencial del limón tiene diferentes y potente propiedades que son beneficiosas para poder mejorar nuestro bienestar, nuestro cuerpo y para la salud en general. Sus propiedades fundamentales más útiles y resaltadas son por ser diurético y el aumento de los glóbulos blancos en el organismo. Este se prepara utilizando la corteza del propio limón, mediante el proceso de la destilación con vapor.

Aunque, por lo general disponemos muy poco de las máquinas que son especiales para poder llevar a cabo esta clase de técnica. Por este motivo, te mostraremos a continuación una manera que es muy sencilla, simple y eficaz de realizar el aceite esencial del limón en casa.

1. Para realizar el aceite esencial de limón  debes tener un limón, un poco de aceite de oliva extra-virgen y  un recipiente con tapa o una bolsa  de esas que traen auto-cierre que sean capaces de aguantar temperaturas muy altas, por ejemplo en un tarro de cristal.

2. Lo primero que debes hacer  con todos estos ingredientes es poner una olla con agua a hervir, para que se encuentre caliente más adelante. A continuación, procede a pelar el limón para quitar toda la cáscara del mismo, si observas que quedan restos de la capa color blanco en la cáscara, ráscalos o intenta pelarlos completamente, ya que sólo nos interesa quedarnos con la parte amarilla.

3. Ahora, procede a meter la cáscara de limón en el agua intentando que esta aun se encuentre caliente para así finalizar de eliminar cualquier remanente de sabor amargo en el mismo. Déjalo trabajar aproximadamente por un periodo de un minuto.

4. Al mismo tiempo, coloca el recipiente con tapa o la bolsa con autocierre, abierta en otro envase u olla y coloca un poco de aceite de oliva extra-virgen, de manera que este llegue más o menos hasta la mitad de la olla. A continuación luego  de haber pasado ya un minuto, podrás observar  como la cáscara del limón ha pintado un poco de color amarillo toda el agua. Aparta la cáscara, colócala en la bolsa con el aceite y procede a cerrarla, el agua ya no es necesaria.

5. En este momento deberás calentar la bolsa o el recipiente a baño María, esta es la razón  por la cual, lo introducimos previamente en una olla. De esta manera simularemos el procedo de la destilación con vapor, y lograremos que la mezcla se infusione pudiendo conseguir el efecto del aceite esencial de limón. Debes dejarlo entre unas dos y tres horas más o menos.

6. Pasado ya el tiempo necesario, retíralo del fuego y déjalo reposar por al menos unas 24 horas. Al día siguiente, ya podrás almacenarlo en un recipiente con su respectiva tapa y reservarlo en un lugar que sea fresco y  libre de humedades. Como puedes observar en estas instrucciones, realizar el aceite esencial de limón, es muy económico, fácil y sencillo, ya que sólo se necesita  de dos ingredientes.

Beneficios y bondades del aceite esencial del limón.

Las bondades y los beneficios que otorga para la salud el aceite esencial del limón son atribuibles a la particularidades de esta fruta, dado que la misma es un calmante, astringente, antiséptico, estimulante, carminativo, contra la infección, desintoxicante, desinfectante, induce el sueño, y tiene grandes propiedades anti-fúngicas.

Los beneficios y las bondades del aceite de limón van desde su capacidad amplia para tratar los trastornos como la fiebre, la obesidad, el estrés, las infecciones, el asma, los problemas estomacales, el insomnio, la condiciones capilares, la caída del cabello, los diversos trastornos que se presentan en la piel, hasta el  cansancio.

El limón está catalogado a nivel médico como un superalimento. Es una de las frutas cítricas más conocidas, usadas y populares alrededor de todo el mundo, y utilizado ampliamente para la cocina y la alta gastronomía, debido a que es una excelente fuente de toda clase de vitaminas, en especial la vitamina C y se encarga de ayudar en el proceso de la digestión.

También le suma un aroma y  un sabor agradable a los alimentos que la llevan. Por otra parte, el extracto proveniente de la fruta del limón es una de las bebidas refrescantes de uso frecuente en todo el mundo, ya que es muy barato, delicioso, y saludable.

Modos de uso del aceite esencial del limón.

• Con un difusor de aromas eléctrico o al carbón, puedes vaporizar el lugar que necesites, cada vez que lo requieras, se puede mediante su uso la memoria y la concentración o crear un ambiente mucho más alegre, enérgico  y solar. Entre otras cosas más importantes es que te ayudará también a desinfectar, limpiar y purificar el ambiente donde estés.

• Si has tenido una digestión pesada y difícil, haz y toma una tisana utilizando jengibre con unas gotas del aceite esencial del  limón, el cual es ampliamente recomendado por ser puro y 100% orgánico; se puede de igual forma colocar una gota del mismo en las verduras y en las ensaladas, lo que ayuda a facilitar el proceso de la digestión.

• En los masajes terapéuticos, como el masaje anticelulítico o para las piernas cansadas y pesadas, debes mezclarlo con un aceite vegetal o un aceite base como lo es el de las almendras dulces o el de la vitamina E, el aceite esencial del limón, dado su poder drenante, se pueden emplear para realizar no solo los masajes aromáticos sino también los masajes anti-celulíticos. Otros aceites esenciales que son utilizado para este fin son el de toronja, el romero, o el ciprés.

• El aceite esencial del limón es bastante útil también en el caso de los molestos herpes, relacionado con el aceite esencial del árbol de té (lo veremos en otro artículo), lo cual es un antiséptico y bactericida por excelencia. Emplea un hisopo de algodón en el que previamente se deben haber vertido de dos gotas de aceite dos de aceite esencial de limón, y de dos a tres gotas del aceite esencial de árbol de té, comienza a  frotar con mucha suavidad encima de la zona afectada por el molesto  herpes de 2 a 3 veces por día hasta llegar a su completa remisión.

Vídeo sugerido: El aceite esencial del limón.

¿Cómo se hace el aceite esencial de eucalipto?

El eucalipto es una planta que es muy útil, se emplea en suplementos, diferentes medicinas y productos variados para el beneficio de la piel. Cuenta con propiedades antibacterianas, antisépticas y antifúngicas, y suele trabajar como un  descongestionante excelente en los procesos respiratorios y pulmonares además de ayudar a combatir la inflamación y la presencia de diversas infecciones.

1. Primero que nada debes conseguir eucalipto que esté muy fresco eso sí, si contamos con una planta de estas en nuestro jardín sería excelente ya que lo más importante es tener un puñado de hojas muy sanas. Si por el contrario no posees la planta de eucalipto, puedes adquirir el eucalipto muy fresco en cualquier tienda especializada en esta clase de hierbas sanadoras, en mercados o en tiendas de jardinería.

2.  A continuación procede a llenar medio vaso de vidrio con aceite de oliva, intenta que el aceite no presente un olor que sea demasiado fuerte, dado que esto suele ser innecesario ya que lo que en realidad deseamos es que el olor del eucalipto sea el que se imponga al del aceite. Por lo tanto, utiliza el aceite más suave y ligero que puedas conseguir.

3. Lo siguiente a realizar, es que procedas agarrar un colador de té, una cuchara, y dos frascos uno para hacer el aceite esencial y el otro para guardarlo debidamente. Es muy importante utilizar frascos que estén muy limpios con tapas que cierren de forma adecuada. Además, es muy importante también que el frasco esté completamente seco en su interior debido a que una pequeña cantidad de humedad o de agua podría generar moho, o que el mismo se dañe.

4. Luego seleccionamos el eucalipto, procede a cortar las hojas del eucalipto que escogiste, trata de hacerlo por la mañana ya que es cuando los aceites naturales se encuentran más concentrados, es decir en todo su apogeo.

5. Procede a colocar todas las hojas de eucalipto dentro de uno de los frascos, que escogiste. Con el mango de una cuchara maciza, pisa todas las hojas de eucalipto en el fondo de  envase para así ayudarlo a liberar todas sus bondades a través de sus aceites naturales.

6. Después esparce el aceite de oliva encima de las hojas de eucalipto que han sido ya  machacadas. Luego de realizarlo cierra la tapa de forma correcta y agita un poco para que las hojas  así como sus aceites naturales se puedan combinar con los del aceite de oliva, que en este caso es el que funciona como un aceite base.

7. Lleva el frasco fuera y colócalo al sol. Si estás haciendo el aceite esencial en la temporada de verano, con solo dejarlo al sol por 2 días será suficiente. Si por el contrario lo estás realizando, cuando el sol no es tan intenso, en otra temporada  del año lo mejor y más conveniente es dejarlo afuera durante un tiempo aproximado de un mes.

8. Recuerda que debes agitar y mezclar el frasco al menos durante cada 12 horas.

9. A continuación debes volver a meter el frasco a tu casa y procedes a destaparlo, realizando esto deberías olfatear el aroma mentolado del eucalipto.

10. Procede a colar toda la mezcla, luego pon encima del frasco vació un colador de los que se usan para el té y vierte toda la mezcla del aceite de eucalipto en el calador. Las hojas deben quedarse en el colador y así podrás conseguir un aceite esencial de eucalipto prototipo.

11. Por último guarda el aceite. El aceite esencial de eucalipto lo tenemos que almacenar en un sitio, seco y fresco por un periodo de tiempo de hasta seis meses. Se puede utilizar para una enorme diversidad de remedios, enfermedades y patologías..

Te invitamos a leer: La Apiterapia, La Sanación A Través De Las Abejas, Terapias Naturales.

¿Cómo y cuándo se debe emplear el aceite esencial de eucalipto?

• Te ayudará a descongestionar el aparato respiratorio, las vías nasales, para poder hacer esto basta con frotar sólo dos pequeñas gotas en el pecho del paciente. Al inhalar todo el aroma mentolado la nariz se descongestionará de forma rápida y de este modo respirará con mucha más facilidad. Utilizado sobre todo en los niños asmáticos.

• Para emplearlo como un anti-inflamatorio natural, basta con colocar dos gotas dentro de la bañera antes de comenzar el baño y saldrás del mismo con los músculos mucho más relajados y sueltos.

Compartir es sinónimo de bondad. Sé bondadoso...

Deja un comentario