La Asana Del Triángulo Paso A Paso, Variantes Y Características.

Conocías que en el mundo existen 5 variantes para hacer la asana del Triángulo, hoy vas a aprender en nuestro artículo todo acerca de sus bondades, sus variantes y sus características principales, además de cómo realizarlas paso a paso e  integrarlas en tus ejercicios diarios. Hoy en Terapias Alternativas nuestro artículo te hablara de esto, no te lo pierdas.

Te sugerimos leer: EL Yoga, Historia, Origen, Tipos, Beneficios, Asanas Más Recomendadas.

La asana o la postura del triángulo es una de las principales asanas que logran  realizar los aprendices y nuevos iniciados en el yoga, porque se dice que es algo sencilla y fácil de hacer. Se habla de que es relativamente porque es cierto que hacerla de una manera totalmente perfecta, en cualquiera de sus distintas 5 versiones es algo que es difícil. Pero para empezar sea como sea que la realices está muy bien, siempre y cuando lleves el orden adecuado.

El nombre de esta postura en sánscrito es el de Trikonasana. Esta es la asana que se encarga de dar origen a las otras cuatro variantes, cuyos nombres son:

  • La postura del Triángulo en estiramiento o en alargamiento  o Utthita Trikonasana.
  • La llave de la asana del Triángulo, o en el idioma sánscrito Parivrtta Baddha Trikonasana.
  • La asana del Triángulo al revés o en sanscrito Parivrtta Trikonasana, en sus 2 variantes distintas.

La  asana del triangulo.

Como te mencionamos más arriba, la figura conocida como la asana del triángulo invertido posee dos vertientes de cómo puede realizarse, una de ellas es mucho más fácil, para los aprendices o para las personas que padecen de problemas serios con la flexibilidad y la elasticidad en su cuerpo, como pueden llegar a suceder con las personas que tienen la necesidad de recuperarse en sus aptitudes físicas por cualquier clase de problema médico o situación patológica, incluyendo las personas que son mayores y pertenecen a la tercera edad.

En la llave de la asana del triángulo es una manera de hacer la figura pero amarrándote de alguna forma, intentando mantener tus manos por la parte de abajo  de tus piernas, tratando permanecer el tiempo que más puedas en esta postura y maximizando de esta forma todas las bondades y los beneficios que ella te otorga.

Es una postura la cual es empleada en los niveles avanzados de las prácticas.

Todas las versiones que existentes acerca de la asana del triángulo ayudan y sirven para estirar todos los músculos del cuerpo al mismo tiempo que ayudan  a fortalecerlos y a tonificarlos, en especial a los oblicuos, los gemelos,  los isquiotibiales, los deltoides, y de este modo lograr que tu equilibrio mejore.

Si googleas la palabra Trikonasana, es realmente  muy posible que termines algo confundido, dado que para la misma imagen se dan nombres diferentes, o incluso los mismos pero al revés, si buscas una de las ramas que te hemos ya mencionado acerca de la asana del triángulo por solo su nombre, existen fotos que son diferentes . Así que presta mucha atención para puedas aprender a cómo distinguirlas.

la asana del triangulo

Paso a Paso como realizar la asana del triángulo.

Vamos a describirte paso a paso cómo se puede hacer la asana del triángulo, tomando en cuenta los detalles más básicos para tratar desde el inicio que la práctica de la misma pueda llegar a sea lo más perfecta posible, aunque esto debes recordar que solo se alcanza con él la práctica del día a día y el pasar del tiempo.

1.-Para empezar  a realizar la asana del triángulo, debes colocarte de pie encima de la esterilla que hayas previamente elegido con la espalda totalmente estirada de manera perfecta.

2.-A continuación debes proceder a dar un paso lo más grande que puedas hacia uno de tus lados, tratando de abrir mucho tus dos piernas. Lo más seguro es que vas a empezar a notar como en tus muslos, en la parte interior de ambas piernas las vas a sentir muy estiradas, puede incluso haber un poco de tensión entre las mismas, si te sobrepasas en la extensión, puedes llegar a correr el riesgo de sufrir una lesión por lo que al hacerlo debes ser sumamente precavido.

3.-De forma seguida procede a girar o a rotar tu pie derecho para que este comience a apuntar hacia su lado propio, y el izquierdo solo lo debe hacer hacia el lado izquierdo ligeramente. Luego pasa a subir tus brazos y realiza la forma de la cruz con ambos. Debes manejar la respiración de forma muy profunda mientras lo realizas.

4.- Trata de mantener tus brazos en esa posición  mientras pasas y te vas inclinando hacia tu lado derecho, y al mismo tiempo bajando todo lo que puedas hacerlo hasta llegar a tu máximo esfuerzo.

En caso de que ya puedas tocar tu esterilla, no te preocupes por nada, esto es algo normal cuando eres un aprendiz en el arte del yoga. Hasta que lo puedas alcanzar, aprovecha e intenta apoyarte de forma firme en tu pierna, lo más cercano que sea de tu tobillo.

5.-Después observa hacia la parte de arriba, que dada la posición en la que te mantienes, deber ser girando tu cabeza hacia la parte izquierdo. Intenta aguantar durante al menos unos 10 segundos en esta posición, donde comenzaras a notar cómo se empiezan a estirar todos los músculos inmiscuidos en el ejercicio.

6.- Pasa a expulsar el aire de una manera muy lenta, poco a poco durante un tiempo aproximado de 10 segundos, esto es algo sumamente  beneficioso para el proceso de tu respiración..

7.- Por último vuelve a empezar todo el proceso de nuevo. Trata de hacer  entre unas 5 a 10 repeticiones y, al terminar repítelo haciéndolo hacia tu lado opuesto.

En la posición ya final siempre podrás notar que existe un poco de tensión en cada una de tus piernas. La explicación a todo esto es que los músculos están haciendo en ese momento un gran esfuerzo y por lo mismo se están  fortaleciendo..

Paso a paso las variantes diferentes en la asana del triángulo.

Vamos a describirte las diferentes vertientes de la asana del triangulo.

La asana del triángulo extendido.

En la práctica del yoga la asana del triángulo en alargamiento o extendido es desde su fundamento  la misma que la anteriormente descrita de forma normal pero con dos diferencias que son muy importantes, y hay que tomar siempre en cuenta

1.-Una de tus piernas no importa si es la derecha o la izquierda, debe ser la del lado que se consigue justo por encima del lado que nos estamos inclinando, se debe encontrar mucho más estirada que la otra.

Así se hace un esfuerzo el cual es extraordinario por estirar y a la vez ayudar a que se fortalezca la pierna en cuestión.

2.-El brazo que se ocupa de hacer contacto con la pierna no se consigue en perpendicular a la esterilla. Al hacer contacto con el pie, este brazo se consigue estirado hacia dicha dirección y no hacia la parte de abajo.

Vídeo sugerido: La asana del triángulo invertido.


La asana del triángulo invertido.

Hay dos maneras de elaborar la asana del triángulo invertido. Continua leyendo para que aprendas como hacer la primera de ellas, abajo las indicaciones.

1.-Como en la primera versión de las mismas, debes ponerte de pie y sigue de esta forma todas las indicaciones que te hemos dicho de forma anterior al pie de la letra para poder separar tus piernas hasta alcanzar a la distancia necesaria. Siempre hay que tratar de mantener la espalda de manera recta.

2.-Ahora procede a girar tu pie derecho para que este se coloque apuntando hacia su propio lado, después pasa a subir tus brazos y ponlos en forma de cruz. En este paso trata de respirar de un modo muy profundo. La parte más difícil de realizar esta clase de postura consiste en girar toda la parte de arriba de tu cuerpo hacia el lado derecho para poder llegar a tocar la esterilla con la mano de tu lado izquierdo.

3.-A continuación procede a levantar tu brazo derecho como si estuvieras apuntando hacia arriba, como a la luna. En esta posición debes aguantar al menos como por unos 10 segundos, de forma seguida descansa de nuevo otros 10 segundos y procede a realizar la repetición siguiente.

Puedes realizar esto entre unas 5 y 10 veces durante al día. Cuando termines, intenta realizar la repetición del ejercicio pero yendo hacia el lado opuesto. Realizarlo hacia el lado contrario sería de la siguiente manera, empieza a rotar el pie izquierdo hacia su mismo lado, y con tu palma derecha trata de tocar la esterilla o lo que estés usando hacia el lado izquierdo de ese pie.

Puedes leer también: El Renacimiento. Técnica De Sanación Mediante La Respiración.

La asana del triángulo invertido cuando se hace de manera perfecta se describe si puedes llegar a tocar con tu mano izquierda la parte de tu esterilla que se encuentra hacia la derecha justo con el pie derecho. Si estás empezando en el camino del Yoga y no puedes hacerlo aun, ten paciencia y tranquilidad dado que no pasa nada, todo se logra con constancia y practica.

El Yoga te ofrece y te una innumerable cantidad de diferentes y numerosos, además de excelentes buenos ejercicios para ayudarte a mejorar tu tonificación y tu flexibilidad en todo tu cuerpo, y con el tiempo, con mucha paciencia y ejercicio lo llegaras a conseguir.

¿Recuerdas cómo en el principio se te describió la asana del triángulo normal? Para crearla había que girar por encima de uno de tus pies para el lado hacia el que te estabas inclinando cierto?, y movilizar de esta manera hacia el lado contrario el otro. En el triángulo invertido solo intentamos activar en movimiento el pie hacia la parte en que se debe hacer la inclinación.

la postura del triangulo invertido

En la figura de la asana del triángulo invertido 2, se puede incluso decir que esta es una manera mucho más simple de realizar la versión anteriormente descrita.

Esta consiste en hacer la misma inversión esto quiere decir rotar todo el torso hacia la parte de atrás tratando de mantener totalmente el cuerpo totalmente en tranquilidad desde la articulación de tus caderas hasta cada una de las puntas de tus pies, y con un brazo indicar al cielo, pero la otra mano debe mantenerse descansada en la parte exterior de tu rodilla.


La llave de la asana del triángulo para los niveles superiores o avanzados.

La llave de la asana del triángulo es una postura que se hace en los niveles avanzados o superiores. Esto no quiere decir que requieras de mucho ejercicio para hacer la asana del triángulo normal y en sus distintas variaciones antes de poder hacer la llave de manera correcta..

El ejercicio de la llave de la asana del triángulo se realiza así:

1.- Has  la asana del triángulo contrario 1 o I2, tal como se te ha ido explicando desde los párrafos anteriores.

2.- El brazo con el que vas a indicar al cielo debes colocarlo abajo y por tu espalda debes tratar de que llegue de esta manera hasta el brazo contiguo.

Aunque te hemos hablado en anteriores ocasiones que es necesario saber muy bien cómo realizar la asana del triángulo en sus variantes diferentes y que estas son mucho más fáciles y sencillas, tratar de realizar la llave es una idea excelente por dos razones fundamentales:

  • Podrás lograr comprender y alcanzar que la persona quien sí lo puede hacer es porque ha tenido realmente que esforzarse y dedicar también mucho de su tiempo para su práctica.
  • Al fin cuando observes que la lograste, te invadirá una sensación enorme de victoria, logro, y triunfo.

Beneficios y bondades de la asana del triángulo en el Yoga .

Podemos ir observando enormes beneficios y bondades en nuestro cuerpo al realizar la asana del triángulo que nos genera en cada una de sus vertientes el yoga, algunos de los cuales te los mencionamos a continuación:

  • Nos genera la flexibilidad que tanto necesitamos en los músculos de la espalda así como nos ayuda a estirar todos nuestros músculos ubicados en esta zona.
  • Tonifica y le da fortalecimiento no solo a los músculos de la espalda sino a la vez tonifica y fortalece y tonifica  ambos brazos, que se mantienen en sana tensión al hacer las asanas.
  • También beneficia a fortalecer y a estirar los músculos que se consiguen en el cuello puesto que como te diste cuenta en la descripción hay que observar siempre hacia arriba en todas las variantes que son practicadas en la asana del triángulo.
  • Al  conseguir el fortalecimiento del cuello, se manifiesta que es una postura muy beneficiosa  prevenir los dolores de cabeza cuando son severos, y se encuentran asociados a las migrañas, cuyos orígenes en la gran mayoría de los casos, es la presencia en el cuello  aunado a su debilidad o a su exceso de trabajo.
  • Como se practica el pranayama ayuda a que se mejore el proceso de la respiración, dado que al practicar las diferentes partes de la asana con sus cambios jugamos a dominarla
  • Es un ejercicio práctico excelente para minimizar el estrés, como todas las diferentes asanas que son practicadas en el  Yoga.
  • Ayuda a que se estiren así como al mismo tiempo a fortalecer las piernas del aprendiz. Cuando realices la asana del triángulo podrás comprobar en todo tu cuerpo que es un ejercicio completo para ayudar a tonificar y fortalecer las piernas, y que perfectamente te auxiliara a bajar de peso.
  • Genera la flexibilidad que tanta falta le hace a tu columna vertebral y a la articulación de las caderas, por lo que es un ejercicio excelente también catalogado dentro del Yoga integral terapéutico y para ayudar a corregir patologías como la escoliosis y la cifosis en la columna vertebral.
  • Los músculos que se consiguen entre los más beneficiados por esta práctica tan sana son los gemelos, los oblicuos, los cuádriceps, los deltoides, y los isquiotibiales, por solo mencionar algunos.

Las variantes diversas que se presentes en la asana del triángulo también generan unos beneficios plus que son dignos de nombrar. Estos son:

  • Nos otorgan una flexibilidad en todo el cuerpo que es todavía mayor, puesto que cada ejercicio es más exigentes aún.
  • Nos ayudan a que mejoremos nuestra postura, muchas veces sin darnos cuenta.
  • Los deltoides y los músculos oblicuos se ven mucho más beneficiados.
  • El poder soportar el equilibrio se hace relativamente mucho más difícil en esta amplia diversidad de variantes, por lo que si alcanzas hacer bien las diferentes posturas del triángulo, habrás alcanzado cuotas mucho más altas de armonía, equilibrio y  estabilidad en tu cuerpo.
  • Ayudan a activar de forma dramática el proceso de la circulación en la sangre, esto es de gran ayuda a las extremidades.

Puedes obtener todas estas enormes bondades y beneficios mezclados si realizas la asana del triángulo antes de una o en cada una de sus diferentes sus vertientes.

Además la postura normal, la que conocemos como la tradicional te serviría como una manera de calentar tu cuerpo de manera específica, por lo que tus articulaciones y tus  músculos estarían incluso ya mucho  mejor preparados, para realizar otras posturas más complicadas.

Intenta y realiza la práctica de la asana del triángulo de la con otras muchas más que seguiremos enseñándote aquí en Terapias Alternativas,  realizando una sesión de Yoga  completa incluso siendo un principiantes, y podrás observar  todos los enormes beneficios del Yoga cuando estos empiecen a manifestarse en tu propio cuerpo.

Recomendaciones y precauciones para la práctica de la asana del triángulo en el yoga.

No es nada aconsejable realizar la asana del triángulo del yoga si padeces de  problemas serios con tu tensión. Si este es tu caso puedes solo deberías seguir un programa básico y elemental para los principiantes, tratando de evitar las diversidad de las asanas en las que haya que sostener tu cabeza muy en alto o incluso por debajo.

La torsión o el giro que se realiza hacia la parte de atrás puede llegar a ser un ejercicio muy difícil en los primeros propósitos por  hacer la asana del triángulo contraria. En todos estos casos puede ser necesaria y aconsejable la ayuda de una mano amiga, para poder lograrlo a la que tú también puedes beneficiar cuando le toque su turno en la práctica, tratando de esta forma que se genere el trabajo en equipo y su coordinación.

Ejecutar la asana del triángulo con una ayuda plus es una muy buena opción si no tienes la posibilidad de realizar la práctica junto a otra persona, que es lo que más recomendable en un primer lugar.

Te invitamos a leer: La Macrobiótica, Terapias De Sanación Usando La Buena Alimentación.

Solo una persona que vea por ti,  puede llegar a observar si realizas de manera correcta uno de los ejercicios o asanas, y de esta forma puedes avanzar mucho más rápido en este camino, aunque seguramente te vas agobiar un poco o hasta impacientar por esto.

Te aconsejamos de primera mano que realices la asana del triángulo mucho más a menudo, para que poco a poco observes todo el avance obtenido, lo cual te va a reconfortar, y a motivar a seguir trabajando en tu cuerpo.

Compartir es sinónimo de bondad. Sé bondadoso...

Deja un comentario